Lipotransferencia autóloga o lipofilling

 

Lipotransferencia autóloga o lipofilling o relleno con grasa

 

La grasa obtenida mediante liposucción puede ser utilizada tras ser debidamente procesada para rellenar determinadas zonas del cuerpo en lo que se denomina lipoestructura. Esto permite que en vez de desechar esa grasa succionada se puedan modelar y aumentar de tamaño zonas como las mamas, los glúteos, o algunas zonas de la cara (pómulos, labios, surcos nasogenianos). También se puede inyectar grasa en zonas con secuelas de cicatrices, cirugías previas o en casos de reconstrucción de mama.

Este tipo de técnica se basa en transferir grasa de una zona donde sobra a una zona donde falta, moldeando de esta manera el cuerpo.

Una gran opción quirúrgica que permite la lipotransferencia autóloga es el aumento mamario con grasa en aquellas pacientes que tienen un acúmulo de grasa en zonas determinadas. Se pueden obtener unos resultados muy naturales y sin el uso de prótesis mamarias. Esta técnica también la usamos para el tratamiento de las mamas tuberosas y para reconstrucción mamaria tras mastectomías.

Nuestro equipo tiene una gran experiencia en el manejo de estas técnicas, tanto en la vertiente reconstructiva como estética.

Este tipo de técnica generalmente se realiza bajo anestesia general (dependiendo de las zonas a realizar la liposucción y las zonas donde transferir la grasa). El tiempo quirúrgico dependerá de la indicación exacta de la técnica. El ingreso hospitalario no acostumbra a ser superior a 24 horas. Posteriormente es necesario el uso de fajas. En pocos días se puede reiniciar la actividad normal siempre y cuando no requiera un esfuerzo físico importante. Para valorar los resultados definitivos se tendrá que esperar alrededor de medio año, ya que se tiene que esperar que desaparezca toda la inflamación y siempre hay una pequeña cantidad de grasa que se reabsorbe.